Delegar Tareas

Las primeras tareas que deberías delegar

Lo último que quieres es contratar a un puñado de empleados para tu empresa, para tener que dejarlos ir después de unos meses porque no puedes permitirte el lujo de mantenerlos.

Esa es la razón por la que deberías tener una estrategia para saber que tareas delegar primero.

No delegues funciones que sólo le costarán dinero a tu negocio. Mejor paga para que realicen aquellas tareas que pueden traer más dinero a tu negocio, y aquellas tareas que liberarán la mayor parte de tu tiempo, para así poder centrarte en las cosas importantes para tu negocio.

Tareas de administración

Debes identificar tareas manuales que no requieren un alto nivel de conocimiento de tu negocio y que puedes delegar fácilmente.

Realiza un vídeo explicando cómo haces la tarea. A continuación, utiliza Google Docs para crear y compartir una hoja de cálculo con tu ayudante o asistente virtual, para mantener bajo control los avances de las tareas.

Si aún no estás utilizando Google Docs. Deberías saber, que te permite compartir documentos con los miembros de tu equipo, y siempre que actualicen el documento los cambios se reflejarán instantáneamente.

Ventas

¿Qué hay de las tareas de ventas? Cualquier cosa que produzca ingresos debería centrar tu atención al principio, así que tal vez no estén pensando en delegar las acciones de ventas.

Sin embargo, las ventas pueden ser ideales para delegar desde el principio, cuando aún no tienes mucho flujo de caja.

Como las ventas son un coste variable. Puedes pagar a tus representantes de ventas con los ingresos adicionales que producen. Si no producen resultados, no reciben ninguna comisión. Si producen muchos resultados, puedes permitirte pagarles muy bien.


¿Tienes dudas o algo que aportar? Por favor, no dudes en escribir tu comentario.


Créditos: este artículo está basado en una charla dada por Matt Lloyd